Las barricadas, una arquitectura popular efímera

Rastros de rostros

Se dice o escribe, se pinta o se grita, que la barricada cierra la calle pero abre el camino. Igual que el urbanismo del dominio tiene sus templos venerados, ese apilar colectivo, de mano en mano, de adoquines o cualquier otro trasto en medio de las calles para levantar barricadas testimonia la pertinaz arquitectura proletaria: la de las revueltas, la de las insurrecciones, la de la revolución social. Las otras Barcelonas rebeldes, o aquel mar de fuego subterráneo que ensalzara Anselmo Lorenzo, se han prodigado  por mucho tiempo en esa arquitectura efímera antesala y práctica del sueño igualitario. Por eso este recopilatorio de imágenes que dejaron rastros, y que tuvieron sus rostros, desde aquella Revolución de julio de 1909 a los Hechos de mayo de 1937.

Ver o post original

Anúncios

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair / Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair / Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair / Alterar )

Foto do Google+

Você está comentando utilizando sua conta Google+. Sair / Alterar )

Conectando a %s


%d blogueiros gostam disto: